[VIDEO] SpaceX hace volar 150 metros su Starhopper

¡Exito rotundo! La Starhopper hizo rugir su motor Raptor y se elevó 150 metros sobre las instalaciones de SpaceX en Boca Chica, Texas.

En el vuelo de aproximadamente un minuto de duración, el prototipo se mantuvo estable, maniobró para cambiar ligeramente su trayectoria y consiguió aterrizar sin problemas en una zona colindante.

En el siguiente vídeo puedes apreciar la prueba de principio a fin:

La Starhopper es solo para practicar

Esta es la primera vez que la compañía hace volar la Starhopper a esta altitud y durante tanto tiempo. Las anteriores habían alcanzado, como máximo, 20 metros en 22 segundos.

SpaceX busca poner a prueba su diseño y evaluar los resultados para, en el caso de ser exitosos, replicarlos a gran escala en su enorme nave Starship, con la que espera alcanzar la Luna y Marte.

De hecho, se supone que esta es la última prueba de la Starhopper y que, los siguientes tests ya se harán con prototipos de la Starship.

Actualmente se están construyendo simultáneamente 2 prototipos de la Starship (Mk-1 y Mk-2) en las instalaciones que SpaceX tiene en Texas y Florida.

Un proyecto ambicioso

Sin duda, el proyecto Starship es uno de los más ambiciosos en la historia aeronáutica.

Se trata de una nave de 55 metros de altura que necesitará ser lanzaza con una versión súper del Falcon 9, ya que el Falcon Heavy no tiene el diámetro necesario.

Según SpaceX, esta nave reutilizable servirá para transportar personas y mercancías hasta la Luna y Marte en un primer momento, aunque no descartan poder hacerla llegar aún más lejos.

Sobre el papel y viendo las imagenes hechas por ordenador, parece hasta fácil. Pero una cosa es la idea y otra muy diferente la realidad.

La Starhopper, por mucho que solo sea un protitopo, ya ha dado algunos dolores de cabeza a los ingenieros de SpaceX.

En la prueba anterior a esta, la nave se incendió, provocando una enorme bola de fuego y durante el primer intento de esta última prueba, los encendedores del motor Raptor directamente fallaron.

Starhopper envuelta en llamas durante una de sus últimas pruebas.
Starhopper envuelta en llamas durante una de sus últimas pruebas

Afortunadamente, SpaceX se caracteriza por hacer posible lo imposible. Hace algunos años era impensable disponer de un cohete reutilizable para enviar naves al espacio.

De hecho, los 4 primeros intentos de hacer volar un protitipo del Falcon 9 acabaron en desastre total y casi arruinando a Elon Musk… Y ahora nos parece algo cotidiano ver a un Falcon 9 aterrizar y volver a despegar una y otra vez.

¡Comparte astronomía en las redes!

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies